Alcaldía de Neiva entregó dotación de bioseguridad a privados de la libertad en el centro transitorio

Gracias a las gestiones realizadas por la Oficina de Internacionalización ante Emiratos Árabes, se logró entregar elementos de bioseguridad, para la población privada de la libertad y que permanece a cargo del municipio.

Pensando en garantizar las condiciones de salud de las personas privadas de la libertad y que se encuentran en las instalaciones del Centro Transitorio de Reclusión ubicado en la comuna seis del municipio, la Alcaldía de Neiva entregó elementos de bioseguridad tales como: tapabocas y termómetros digitales, con el propósito de minimizar probabilidades de  contagios de COVID-19.

Luego de la gestión que adelantó la Oficina de Internacionalización con el Gobierno de Emiratos Árabes, donde se recibieron diferentes elementos de protección, a la Dirección de Seguridad Ciudadana y Convivencia, le fueron asignados algunas de estas herramientas para ser distribuidas en población vulnerable de los centros de reclusión.

Para la titular esta cartera, Luisa Fernanda Robles, con esta entrega se podrá garantizar las condiciones de los PPL (Personas Privadas de la Libertad), y que su salud no se vea afectada por la pandemia generada por COVID-19.

El gobierno del alcalde, Gorky Muñoz Calderón, realiza la entrega de esta dotación que recibió de Emiratos Árabes a estas personas que actualmente se encuentran  a cargo del municipio en el espacio que se ha denominado el Bunker”, confirmó.

Luisa Fernanda Robles Directora Seguridad y Convivencia

En total fueron entregados tres cajas de tapabocas profesionales, que equivalen a 875 unidades, y dos termómetros digitales los cuales servirán para realizar controles permanentes de la temperatura de las personas que se encuentran allí detenidas. Los elementos se entregaron a la Policía, que es la encargada de hacer la custodia de estas personas.

Con esta entrega se continúa dando cumplimiento a las disposiciones del alcalde, Gorky Muñoz Calderón, sobre la implementación de los debidos protocolos de bioseguridad y no bajar la guardia ante el COVID-19.