Identificación de pacientes, alternativa para brindar atención de calidad

A través de actividades lúdicas y de educación, los usuarios conocieron las barreras de seguridad que permiten prevenir procedimientos o acciones a pacientes incorrectos.

La ESE Carmen Emilia Ospina adelantó la Semana de Identificación del Paciente, cuyo objetivo fue brindar una atención más humanizada y de calidad, contribuyendo así a la salud y el bienestar de los usuarios.

Esta actividad se desarrolló dentro del Programa de Seguridad en el Paciente, bajo las prácticas establecidas por el Ministerio de Salud y Protección Social, buscando estándares de calidad dentro de la Institución. 

“Mediante actividades lúdicas queremos que nuestro programa sea amigable y que haya una participación del personal médico y de enfermería”, expresó Luisana Camarillo Peñaranda, líder del Programa de Salud en el Paciente de la ESE Carmen Emilia Ospina.

Mediante una manilla se identifica a los pacientes.

Barreras de seguridad

En cada uno de los centros de salud se adelantó la ‘Semana de la Correcta Identificación del Paciente’, en la que se desarrollaron actividades lúdicas y educativas. De esta manera, los usuarios conocieron las barreras de seguridad establecidas dentro de la ESE de Neiva. 

“Una de ellas, es la manilla de identificación del paciente. En la entrada observaron al personal de enfermería compartiendo de manera armónica esta información”, expresó la líder del Programa.

A partir de estas prácticas, la Institución logra prevenir procedimientos o acciones a pacientes incorrectos, y a su vez, reciben educación sobre sus derechos y deberes a la hora de acceder a los servicios de salud.

 “Venimos trabajando en fortalecer las medidas de seguridad para evitar que los usuarios tengan cualquier evento adverso, que se presente en el cuidado de su salud”, explicó el médico general Jhon Romero.

Interacción con el paciente

Para la enfermera jefe del Área de Hospitalización del centro de salud de Canaima, Nery Yaneth Cerquera Heredia, este programa es muy importante no solo para el usuario, sino también para la Institución, porque le permite al personal interactuar aún más con el usuario, garantizando calidad y seguridad en la atención, y humanización del servicio.

“Ha sido una experiencia bastante enriquecedora para nosotros como personal, porque nos  permite acercarnos al usuario de una manera diferente”, destacó la Enfermera Jefe.